Mi Universar

sábado, 5 de agosto de 2017

Anahí, dieciséis años



El sábado por la tarde le dijo a su mamá
que salía por un rato para ir a caminar.

Esa era su costumbre no era raro que lo hiciera
pero ella siempre volvía antes de que oscureciera.

Esa vez no había ocurrido y temieron por su vida
después de una semana seguía desaparecida.

Sus amigas más cercanas se habían quedado a dormir
el día anterior al sábado en la casa de Anahí.

Se fueron al mediodía y no volvieron a verla
ahora están desesperadas y compartiendo su pena.

La mamá está convencida de que fue algo forzado
ella no tenía previsto ir con nadie a ningún lado.

Era una chica muy dulce cuidaba de su salud
era artista hacía deportes todo en ella era virtud.

Una joven que era sana que ningún vicio tenía
era una excelente alumna y disfrutaba de la vida.

Al cabo de una semana después de mucho buscarla
tristemente la encontraron en un campo enterrada.

Excavaron en el pozo hallando el cuerpo sin vida
la autopsia determinó que ella murió por asfixia.

Un feminicidio más que padece nuestro pueblo
por más que gritemos fuerte la consigna Ni Una Menos.

Cada vez hay más mujeres que están perdiendo la vida
merecen pena de muerte estos crueles homicidas.

Ruben Edgardo Sánchez, 5 de agosto de 2017

Anahí Benítez, la adolescente de 16 años desaparecida desde hacía seis días, fue encontrada muerta este viernes en el interior de la reserva natural Santa Catalina, en la localidad de Llavallol, en el partido bonaerense de Lomas de Zamora, en el sur del conurbano bonaerense.